Por qué le pueden negar un crédito en el Banco

Educación Financiera

Por qué le pueden negar un crédito en el Banco

Por qué le pueden negar un crédito en el Banco

Que le rechacen una solicitud de crédito puede ser frustrante y puede ocurrir en cualquier solicitud de crédito que se haga, ya sea una tarjeta de crédito, un préstamo personal o un crédito hipotecario.

La situación puede ser peor si no se sabe exactamente por qué la institución financiera le rechazó, o si hay alguna acción que podría tomar. Después de todo, usted puede creer que está solvente y no entender por qué se le negó el crédito cuando aplicó.

Es precisamente la institución financiera quien decide si acepta o rechaza su solicitud. Si le han rechazado solo ellos le pueden decir porqué, puesto que solo ellos saben las razones. ¿De qué le sirve esto? Bueno, al conocer las razones, podría identificar las acciones a tomar para hacer frente a la situación.

Pueden existir varias razones por las que un banco no le concederá un crédito, pero sin duda son estas 5 razones las principales:

1. Su récord dice que estás en mora

Con seguridad, al solicitar un crédito, lo primero que hará el banco es comprobar cómo está su récord crediticio y si ha caído en morosidad.

Y, ¿por qué hacen esto? Sencillo, porque una persona que ha quedado mal se convierte en alguien de alto riesgo para devolver el dinero prestado.

Incluso, hay ocasiones en las que usted puede estar incluido en esta lista de morosidad sin que haya sido directamente quien solicitó el crédito. Cada vez que usted acepta ser fiador de alguien, corre el riesgo de que esa persona no pague y le toque a usted asumir esa deuda.

2. No cumple con ciertas condiciones del servicio

Por ejemplo, algo común que busca la banca es que usted ya tenga una cuenta (corriente, de ahorro, de nómina, etc.) en el sistema financiero. De otra manera es, lo que se conoce como una persona “no bancarizada” y prácticamente no existe en el sistema.

Pueden haber otros requisitos, por ejemplo, tener una nómina o algo que demuestre sus fuentes de ingreso. Y es que, piénselo así: si no trabaja o no está ganando dinero de alguna manera, ¿cómo exactamente podría pagar ese dinero de regreso?

También podría deberse, dependiente del caso, a su edad. Si es muy joven o mayor a los 60 años, se le podría dificultar recibir el crédito que solicita porque es probable que no esté activo laboralmente.

3. Trabajar por su cuenta

Aunque ser nuestros propios jefes y tener libertad de tiempo es algo que cada vez más personas buscan, el no tener una nómina fija y deber demostrar con mayor insistencia su solvencia, podría dificultar su proceso para recibir un crédito.

Normalmente, una de las cosas en las que la banca se fijará es en sus ingresos. Pero, si usted trabaja por su cuenta y no tiene comprobantes de pago para mostrar y tampoco lleva estados financieros formales, podría ser tarea imposible para el banco adivinar a cuánto ascienden sus ingresos.

Dicho esto, no es imposible recibir un crédito bajo estas condiciones, pero sí presenta más trabas… sobretodo cuando usted no tiene sus números claros y la manera de comprobarlos.

4. Tiene una carga financiera muy alta

Quien le preste dinero quiere tener la seguridad de que usted podrá pagarle.

Si usted es de esas personas que va por la vida de crédito en crédito y a estas alturas ya debe una buena porción de sus ingresos, podría llegar el momento en el que el banco rechace su crédito.

5.  Se ha endeudado muy rápidamente

Aunque quizá su capacidad de pago esté ahí y aun no está excediendo ese porcentaje de sus ingresos destinado a las deudas que la banca busca, si las deudas que tiene las has adquirido de un plazo corto, su próximo crédito podría ser rechazado.

Los acreedores quieren evitar a los clientes que parecen ir a la bancarrota. Y una de las señales de riesgo es una persona que en los últimos meses ha solicitado varios créditos y su nivel de endeudamiento ha escalado rápidamente.

Theme picker